<$BlogRSDUrl$>

2.7.03

Frivolo superstar

Y por fin pasó. Después de quince días de profunda meditación (es decir, de exámenes y trabajo) ya estoy de vuelta. Y al contrario que todos esos bloggeros mojigatos, de todos esos burgueses posmodernos que rondan por la red, este don se queda en la ciudad, en Madrid. No, no, no me confundan, no es que no me hayan dado permiso cuartelario en el curro o en la universidad (para el caso es lo mismo, pues entre prácticas de entrega tardía y exámenes de septiembre, uno no distingue el invierno del verano más que por a) el merecido vacío de Madrid b) el calor c) las moscas.
Y en estos días he visto cosas que me sorprendieron. He visto a hombres caminando en calzoncillos por la calle. He visto a borrachos celebrando partidos que no ganaron. He visto a gente pelearse por descansar. Comencemos pues.

a) Hala Madrí
Yo fui uno de tantos que en su día asistió al partido del Madrid, el equipo de furgol que ganó la liga. Sé que esto restará prestigio a mi imagen de frío intelectual, pero lo cierto es que tengo cierto apego a mi progenitor, y como este estaba borracho el día de marras me tocó acompañarle al bar y gritar con mis conciudadanos. Ahora, que ni ebrio mi padre ni sobrio yo perdíamos la razón. Once tipos meten goles, medio país se cree campeón. A ver, a ver:
-"Hemos ganado la liga". No, no, no. La primera persona está mal utilizada. Unos tipos que en su mayoría no son de Madrid, que no comerían ni aunque les obligaran el mismo bocata de calamares que tú, que no pisarían Vallecas ni harticos de vino han ganado un torneo. Nada de "hemos ganado". Al día siguiente todo el mundo tuvo que ir a trabajar. Nadie del Real Madrid me felicitó particularmente por haber ganado, y eso que los animé como todos. Nadie me aprobó por comprarme y vestir la camiseta de Zidane. No me subieron el sueldo. Y ni siquiera me dedicaron la copa, que antes una tal virgen de la Almudena parecía merecerla más.
-"Han ganado la liga". Esto es más correcto, pero el sentimiento de unidad (del que luego se derivan pingües beneficios en caso de fracaso deportivo: "hay que apoyar el club, somos una gran hermandad") se pierde. Viene a ser un poco como lo de ser patriota, pero en versión light. En vez de "Todo por España" que suena muy falangista, pues "Hala Madrid" que es más fino. Las banderas, el uniforme y los mitines (los del centenario, el agradecimeinto desde el balcón, como los dictadores que a mí me gustan) se mantienen, of course.

b) Día del orgullo gay
Yo, como soy muy moderno y muy liberal, y además soy de izquierdas pues tengo amigos gay. Si no tiene al menos uno, cómpreselo. Hoy el que no tiene un amigo gay es un mierda y un fascista. Claro que sí. Y por supuesto también fui a Chueca el día de marras y entre yembés y gogós me surgió la idea de organizar el día del Orgullo Hetero. Miren que expectativas tengo:
1- Hay más gente hetero que gay, luego el seguimiento sería masivo.
2- Todo el mundo tiene un amigo hetero.
3- Hay más variedad en el mundo hetero, los gays se dividen en tres tipos básicos:
* el intelectual o sobrio que no se le nota.
* el forzudo o doble de uno de Village People.
* el que tiene ramalazo.
Pero los heteros si que son realmente un arco iris, miren :
* El obrero que sólo fuma ducados y tiene la piel curtida
* La señora que va con el visón a la pescadería y todo el mundo sabe que es una muerta de hambre
* El/los bacala/s
* Los pijos
* Los alternativos
* Los niños
* La familia feliz que vive en un chalé.
* etc.

De todas formas, ante el posible fracaso de mi propuesta no me queda otro remedio más que denigrar la fiesta gay para compensar los errores teóricos de la mía. Vi, por ejemplo, a mucha gente que se pegaba en el escote una pegatina rosa que venía a decir: "Yo también soy lesbiana". Si esto no les suena un poco estúpido (definir la sexualidad de uno a través de lo que lleve pegado o adosado al cuerpo resulta brutal), cambien 'lesbiana' por cualquier otra composición. Se me ocurren las siguientes, a cada cual más interesante:
- Yo también soy trabajadora.
- Yo también soy fumadora.
- Yo también bebo gazpacho.
- Yo también voy a la piscina (en verano).
Claro, que hablando con la portadora de la pegatina entre las tetas me comentó:
"Yo en realidad no soy lesbiana, pero defiendo sus derechos." ¡Bonita forma de compromiso! Si yo fuera lesbiano le exigiría que fuera al parlamento y amenazara con una bomba para que se nos conceda el matrimonio y la adopción.

c) Viajar por bajo precio
Visité, sólo por joder, un par de agencias de viajes. Allí me encontré varios tipos de persona (cómo me gusta clasificar a la gente)
1: Los que tienen dinero, pero buscan un viaje a tenerife, 7 noches, hotel de 5 estrellas, todo incluido, por 5000 pesetas (toda la familia). Este tipo de gente aguarda pacientemente en la cola de la agencia hasta que llega su turno. Una vez sentados en el mostrador, toman pacientemente un papel y un lápiz, escriben con lentitud un número de 4 cifras y se lo plantan a la dependienta con una sonrisa, como diciendo "esto es lo que pienso gastarme en mis vacaciones, y no me pienso mover de aquí hasta que me consiga una oferta". Pueden ( y lo hacen que yo lo he visto y sufrido) mirar folletos y precios durante HORAS hasta que finalmente la dependienta se rinde y paga ella el viaje. Esta gente es la que atesta playas como las de Benidorm o Torrevieja. Acaban comprándose un apartamento en Gandía y alquilándolo 1 semana por 3000 euros.
2: Los que definitivamente no tienen dinero, suelen ser jóvenes o de clase baja, aceptarían dormir en un nido de cucarachas si les llegase el dinero. Como se saben humildes no pretenden ir más allá de sus posibilidades, así que los despachan rápido, pero eso sí ¡ay como te atrevas a colarte! He visto en una tarde dos enfrentamientos que casi han llegado a las manos (mi inicitación no surtió efecto, qué se le va a hacer). Al final, viajan a Toledo o a cualquier población a menos de 50 km. de su residencia, hacen cosas que podrían realizar por la mitad de precio en Madrid y vuelven satisfechos, como si hubieran cumplido con su obligación vacacional.

Ya os contaré como acaba todo.

This page is powered by Blogger. Isn't yours?